Las emociones de empezar el cole

10 setembre 2017 - 09:25 AM


Se acerca la vuelta al cole y el regreso a horarios laborales y escolares. Retomar las rutinas habituales durante el curso es un proceso de cambio que también repercute a nuestro estado de ánimo.

Para los más pequeños puede implicar pasar unos días complicados por la ansiedad de separación.  Pasar más horas alejados del entorno familiar va a ser una importante novedad a asumir tras el largo periodo vacacional. Podemos estar a atentos a observar reacciones más exageradas en miedos o enfados como signo de afectación. En ese caso, sería recomendable seguir algunas de estas propuestas prácticas:

*Entrenar con momentos de separación en algunas situaciones cotidianas ya antes del periodo de inicio de curso, de esta manera resultará más fácil sentirse cómodo en situaciones nuevas.

*Facilitar la relación con nuevos amigos durante las vacaciones o realizar algunas actividades con niños de su edad desconocidos para que pueda ensayar habilidades sociales.

*Transmitir serenidad en los momentos de despedida con muestras de cariño de manera que las despedidas, a pesar de que afloran emociones de tristeza, puedan ser tranquilas.

*Dar información sobre cuánto tardarás en regresar o de cómo se va a organizar la nueva rutina puede favorecer la disminución de miedos. La noción del tiempo y la comprensión secuencial es diferente y hasta complicado en edades tempranas, así que se debe explicar en términos y referencias que sean fáciles de comprender para cada edad (antes de comer, después de la siesta…).

*En el momento de la despedida es recomendable avisar que te vas en ese momento y no alargar la situación de tensión emocional. Un gesto afectuoso y un mensaje motivador serán la mejor manera de facilitar que disfrute de su siguiente paso.

*Transmitir una comunicación positiva hacia la escuela, los compañeros y los docentes les animará a iniciar una relación positiva e ir integrando todas las novedades con más facilidad. La motivación será clave para su aprendizaje.

El rol del adulto en este proceso de cambio es principalmente ejercer de puente afectivo hacia lo desconocido. Nosotros podemos acompañar la creación de estos nuevos vínculos y, una vez superado el miedo inicial, ofrecer el espacio adecuado para que desarrolle las nuevas relaciones y actividades a gusto, respetando su propio ritmo.

En este periodo de adaptación, ajustar expectativas lo más afines posibles a la realidad próxima y considerar las emociones negativas como naturales son factores clave que ayudarán en buena medida a comprender que está pasando. Será una gran oportunidad para transmitir ideas y herramientas que le permitan vivirlo con más tranquilidad y aprender nuevas estrategias para afrontarlo algún día de un futuro inmediato desde la alegría.

Cristina Ramírez – Psicóloga Col.11230

http://www.happysoul.es
Happy Soul Kids!